¡Y más pulseras!

¿Os acordáis de mi primera pulsera de macramé? ¿Y de las pulseras recicladas que hice con hilos de poliéster? Pues la serie no acaba aquí: ¡Ahora llega la pulsera en espiral!

La idea base era recuperar las pulseras cuadradas con hilos de plástico multicolor que se pusieron de moda en el colegio durante los noventa. Modificando los materiales y añadiendo unas cuentas plateadas me pareció que el resultado mejoraba bastante.

Lo complicado de esta pulsera es acertar con el tamaño. Al ser un cierre no ajustable, hay que dejar suficiente margen para que las bolitas no se inquen en la muñeca y no dejar demasiado para que la pulsera no baile a lo largo del brazo. Pero ya se sabe que esto va al gusto de cada uno.


Si te ha gustado la pulsera, entra en la tienda y haz un pedido. ¡Aprovecha las rebajas!

 

Anuncios

¡Y más gorros!

Después de mi primer gorro, mi ganchillo me pedía más. Así fue como me animé a hacer uno para Marina

Y otro para mi madre

El primer gorro lo descubrí entre los videos de Ahuyama Crochet (Parte I y Parte II). Siguiendo este tutorial de dos partes se consigue crear un bonito gorro con un diseño de abanicos que me llevó por el camino de la amargura. Debo aclarar que mi amor odio por este gorro no es culpa del tutorial -que está explicado de forma clara y pausada para que sea fácil de seguir, si no a que era mi primera vez con el punto alto y con saltos de puntos que, para mi sorpresa, daban como resultado una bonita forma de abanico e iban aumentando y reduciendo el tamaño del gorro hasta adaptarse al tamaño de la cabeza. Después de mucho deshacer y volver a rehacer, el resultado me encantó y me consta que a Marina también.

El segundo gorro fue más sencillo de hacer. Seguí este tutorial de Happy Ganchillo y, sinceramente, no podría ser más fácil y agradable de seguir. Lo único que no me quedó muy claro es si el nombre del punto es el correcto. En este video se dice que este gorro está creado en punto piña, pero después he visto otros videotutoriales que llaman a este punto “garbanzo”. Según otros tutoriales, el punto piña tiene otra forma y técnica. En fin, sea cual sea el nombre de este punto, el resultado es un gorro muy bonito y muy rápido de hacer. El único “pero” de este gorro es que se necesita mucha lana para hacerlo. Este punto (que yo prefiero llamarle garbanzo) requiere cinco pasadas de ganchillo pero, como no tenía suficientes ovillos del mismo tipo de lana, decidí hacerle solo cuatro. Aún así mi madre tuvo que deshacer su primer cuello con agujas, que recién había hecho con la misma lana con la que yo estaba haciendo el gorro, porque decidió que le gustaba más el gorro y quería verlo terminado.

Así que ya sabéis que para terminar este cuello hico falta un ovillo y medio de lana en tonos grises y sacrificar un cuello. Todo sea para que mi madre lo difrute (y Marina pose con él).

Ambos gorros se encuentran en nuestra tienda, así que si te han gustado ya sabes que puedes encontrarlos aquí. ¡Y de rebajas!

 

Ya está aquí la tienda Amànima

Después de estos meses de experimentación y creaciones, hemos decidio empezar una tienda online para ofrecer nuestros productos. Queremos que Amànima se convierta en nuestra marca, en la esencia de aquello en lo que creemos y a lo que nuestras manos dan vida. Lo mejor de emprender a través de nuestras manos es que todo depende de nosotras. Con un pequeño paso y mucho esfuerzo podemos cambiar nuestra realidad, dejando de esperar para hacer nuestros sueños realidad. No será fácil, pero lo que realmente importa es todo lo que aprenderemos por el camino. Ya tenemos Blog, Facebook, Twitter y Pinterest. Y ahora, hemos dado un paso adelante para abrir nuestra tienda: Amànima. Creemos que es el momento para empezar nuestro propio camino, sin frenos, dejando fluir nuestras ilusiones para ver a dónde nos llevan.

En la tienda encontrareis todo lo que hemos hecho con nuestras manos hasta el momento. Algunas cosas ya os las hemos enseñado por aquí, como por ejemplo los búhos, las pulseras y los cupcakes. Otras, sin embargo, aún no hemos tenido tiempo de mostrarlas con detalle, pero hemos decidido ponerlas en el escaparate para no haceros perder el tiempo. Aunque lo más importante es que abrimos nuestra tienda de la mejor manera: ¡Con ilusión y rebajas! Durante estos tres primeros meses todas nuestras creaciones estarán disponibles con un 15% de descuento, incluídas las novedades que vendrán (si es que nos da tiempo a acabarlas antes de marzo…).

En fin, eso es todo lo que teníamos que anunciaros. Poco a poco y pasito a pasito os iremos informando de más novedades, proyectos y cosas bonitas que nos traemos entre manos. De momento os dejamos las puertas abiertas de Amànima para que entréis y echéis un vistazo. ¡Entrad, entrad, que afuera hace frío!